Latinoamérica tendrá un aumento del 50% en compra de dispositivos móviles

0
37

La movilidad ha dejado de ser una tendencia en Latinoamérica. Es una realidad que está incentivando la distribución y entrega de dispositivos innovadores con el poder de cómputo de las laptops de negocios y la portabilidad de los teléfonos inteligentes.

En Latinoamérica se espera que la compra de dispositivos móviles aumente 50% para finales de esta década, y se prevé que se sumen 260 millones de nuevas conexiones, según el estudio “La Economía Móvil: América Latina y El Caribe 2016” hecho por GMSA.

Hace más de una década, la mayoría de los gobiernos latinoamericanos adoptaron las tecnologías para acortar la “brecha digital” y así reducir la distancia entre los niños y las computadoras. Debido a estas iniciativas, se proporcionó hardware a la población infantil y estos niños crecieron con un mayor conocimiento de la tecnología móvil en comparación con las generaciones anteriores. De manera similar, en países como Colombia se han aprobado leyes para impulsar el trabajo a distancia.

A pesar de que muchos países de la región atraviesan por un cambio constante desde el punto de vista económico, en cuanto a tecnología, el aumento impresionante de los suscriptores de telefonía móvil y redes de datos celulares o “consumidores digitales” sigue acelerándose. El incremento en la compra de teléfonos inteligentes fue impulsado por una caída significativa de los precios de estos dispositivos a nivel mundial. Todavía más importante, para los latinoamericanos de bajos ingresos, los teléfonos inteligentes económicos son ahora una realidad.

Los latinoamericanos son también los usuarios más ávidos de las redes sociales, un acontecimiento que ofrece a marcas comerciales formas efectivas de llegar a los consumidores en gran escala, de acuerdo con el Pew Research Center. Del mismo modo, los latinoamericanos están recurriendo cada vez más a las aplicaciones de mensajería móvil, tales como WhatsApp y Facebook Messenger, sobre otras formas de comunicación digital. El crecimiento de los teléfonos inteligentes también está conduciendo la migración hacia velocidades más altas. Se espera que la disponibilidad de banda ancha móvil a través de redes 3G/4G alcance al 80% de la población este año, según GMSA.

DEJA UNA RESPUESTA